Personas que no se olvidan

Hay personas que se cruzan en nuestra vida, permanecen en ella durante un tiempo y a las que resulta imposible olvidar.

No es que te acuerdes de ellas todos los días. Más bien, su recuerdo te visita de vez en cuando, por sorpresa. Una tarde en la penumbra o en el sueño mientras duermes. Su imagen aparece de pronto en tu mente y te preguntas con nostalgia qué habrá sido de ellas. Porque la distancia u otras circunstancias las separaron de ti.

Son personas que, por una u otra razón, te marcaron y su recuerdo permanece en ti como una cicatriz que no se borra.

Te gustaría tener noticias suyas, tomar tal vez un café, que te contase cómo le va, qué pasó en este tiempo que no os veis.

Si dispones de una dirección donde escribirle o un teléfono al que llamarle quizá lo hagas sabiendo que él o ella tampoco te habrá podido olvidar. Pensando que probablemente él o ella también se habrá preguntado alguna vez cómo te irá, qué pasó en todo este tiempo que hace que no os veis.

 

 

Deja un comentario